Preboda Irene y RaulXavi_Baeli_Irene_Raul-1000 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1007 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1012 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1015 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1023 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1030 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1044 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1048 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1055 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1069 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1076 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1081 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1082 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1083 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1094 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1096 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1106 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1109 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1111 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1116 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1119 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1122 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1128 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1190 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1194 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1200 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1202 Xavi_Baeli_Irene_Raul-1357

Cuando un amigo te escribe un WhatsApp y te dice que su novia ha visto tu web, le gusta mucho tu trabajo y quieren contar contigo para su boda, es una sensación difícil de describir.

Contar la historia de unos amigos, me hace sentir doblemente feliz.

En esta ocasión nos fuimos a un pantano y cómo no, nos llevamos a su perrita con nosotros.

A veces las parejas me preguntan si pueden llevar a sus mascotas a las sesiones, yo siempre digo lo mismo: “sería de locos no hacerlo!”

Normalmente son seres muy especiales en nuestras vidas y ya que el día de la boda no siempre pueden ser protagonistas, al menos que tengamos este bonito recuerdo con ello.

Gracias Irene y Raúl por permitirme contar un poquito de vuestra historia.